Julio 25: Beato Pedro de Magliano. Sacerdote de la Primera Orden (1442‑1490). Aprobó su culto Clemente XIII el 10 de agosto de 1760.

Pedro Corradini nació en Magliano, provincia de Macerata en 1442. De Magliano pasó a Perusa para estudiar en la universidad. A los veinticinco años se dejó convencer por un predicador franciscano, el Padre Domingo de Leonissa. No lo siguió inmediatamente, pero después de madura reflexión decidió abrazar también él la vida de pobreza y de apostolado propuesta por los franciscanos. Suspendió su carrera inicial de abogado, cuya láurea había obtenido en la universidad de Perusa. Pero conquistado por la predicación de Fray Domingo de Leonisa, decidió hacerse franciscano, abandonó sus sueños de grandeza y se deshizo de todo lo que podía distraerlo en la nueva forma de vida y tomó el hábito de San Francisco en 1467 en el eremitorio de las Cárceles, de los Hermanos Menores.

Terminado el noviciado y ordenado sacerdote se dedicó con particular empeño a la predicación, inicialmente como compañero de San Jaime de la Marca por no menos de 20 años, en los cuales su palabra docta, clara y fervorosa resonó en las principales ciudades de la Italia central.

El principal propósito de los franciscanos de la época era el de la predicación popular, en la cual muchos se destacaron con éxitos estruendosos. Baste pensar en San Bernardino de Siena, San Juan de Capistrano, San Jaime de la Marca, el los Beatos Alberto de Sarteano, Mateo de Agrigento, Marcos Fantuzzi de Bolonia y muchos otros. Precisamente con San Jaime de la Marca, medio siglo mayor que él, es jefe de un verdadero equipo de predicadores volantes, Pedro de Mogliano fue colaborador y discípulo, antes de llegar a ser predicador en propiedad y afectuoso director de almas.

Con esta ocasión trabó amistad con el Señor de Camerino, Julio César Varano y con su hija Camila Bautista Varano, clarisa en el monasterio de la ciudad, a quien Fray Pedro orientó con santos consejos.

Su palabra docta y persuasiva penetraba las mentes y tocaba los corazones más endurecidos, hasta inducirlos a la conversión. Predicador en la isla de Creta, tres veces ministro provincial de los franciscanos de las Marcas, una vez Ministro provincial en Roma, tuvo una vida rica de satisfacciones humanas, además del gozo espiritual. Un día estuvo a punto de morir sofocado en medio de una turba festiva que quería expresarle su simpatía.

Enfermó el 2 de julio de 1490 y murió en la noche entre el 24 y el 25 del mismo mes, murmurando los nombres de Jesús y de María sereno y feliz, con la sonrisa que acompaña en la tierra y en el cielo el paso de los justos. La primera y más célebre biografía suya fue escrita por la Beata Camila Bautista Varano, la más preciosa gloria espiritual de Camerino. Ella subraya la serenidad del Beato al acercarse la muerte, que se lo llevó después de una muy dolorosa enfermedad que él soportó con paciencia y alegría, tanto que un cohermano suyo presente exclamó: “Padre Pedro, tú te mueres riendo!”.

 

Julio 25: Beatos Vicente Cabanes Badenas y 18 Compañeros,  Protomártires Terciarios Capuchinos de Nuestra Señora de los Dolores, Amigonianos (1936):

(Fiesta: septiembre 22. Se pueden distribuir en unas 3 fechas sucesivas para poder conocer mejor sus vidas).

Beato Vicente Cabanes Badenas (1908-1936). Nacido en Torrent (Valencia) el 25 de febrero de 1908; se hizo Terciario Capuchino el 15 de septiembre de 1923. Ordenado sacerdote el 12 de marzo de 1932. Estudia en la Universidad de Valencia y en el Instituto de Estudios Penales. Ejerce su ministerio en las Escuelas de Reforma de Madrid y Amurrio (Álava), alternando estudio, prácticas del gabinete de Psicología y dirección espiritual de la Fraternidad. Detenido el 27 de agosto de 1936 por los milicianos, lo trasladan a Orduña, Vizcaya, intentan hacerlo apostatar, y ante la negativa se vuelven hacia Amurrio, lo hacen bajar del vehículo y lo abalean dejándolo por muerto en el prado de San Bartolomé de Orduña. Malherido, logra llegar a casa de un amigo, y es trasladado al hospital de Orduña, y de ahí al de Basurto, donde  fallece  el domingo 30 de septiembre, confesado y habiendo perdonado a sus asesinos. Se distinguió por su carácter apacible, dulce y amable. Fiel al deber, entregado al apostolado de la reforma de la juventud extraviada, con competencia y celo apostólico.

Beato Salvador Chirruiá Ferrándiz (Ambrosio Ma. de Torrent) (1866-1936). Nacido en Torrent (Valencia) el 16 de abril de 1866. Estudia en el Seminario diocesano de Valencia, y siendo diácono ingresa a los Terciarios Capuchinos. Ordenado sacerdote el 4 de abril de 1892, hace votos perpetuos el 5 de julio de 1898.  Inclinado más a la obediencia que al mando, ejerce su ministerio como consejero y director espiritual en la fraternidad, y confesor de religiosos y alumnos. Sencillo, humilde, conciliador, pobre, obediente, silencioso, de pocas palabras, profundamente piadoso, devoto de la Eucaristía, apóstol del confesionario y director espiritual.

Apresado en la casa paterna el 21 de agosto de 1936 junto con otros nueve terciarios capuchinos, llevan prácticamente vida de comunidad en la prisión de La Torre, de su ciudad natal. El 18 de septiembre de 1936 es ejecutado con siete religiosos y sacerdotes más en la partida de La Mantellina o Puchá d’Alt. El P. Ambrosio muere bendiciendo a sus compañeros y perdonando a los verdugos.

Beato José María Llópez Mora (Recaredo Ma. de Torrent) Religioso coadjutor (1874-1936). Nacido en Torrent (Valencia) el 22 de agosto de 1874. Ingresa a la Congregación el 21 de junio de 1889, emite los votos perpetuos en 1896. Trabaja en diferentes escuelas de reeducación de los jóvenes desadaptados. Pasó los últimos años de su vida en el convento de su pueblo natal, dedicado al catecismo, a fundar escuelas nocturnas para pobres y a obras de caridad. Sencillo, cordial, humilde, amable, de gran espíritu franciscano de minoridad, oración y trabajo.

Expulsado violentamente del convento junto con toda la Fraternidad, se refugia en casa de una sobrina, donde es detenido el 4 de agosto de 1936 y llevado a la prisión de La Torre. El 18 de septiembre es asesinado con otros siete religiosos en La Mantellina.

Beato Vicente Jaunzarás Gómez (Valentín Ma. de Torrent), (1896-1936), nacido en Torrent (Valencia) el 6 de marzo de 1896, ingresa a la comunidad en 1911, en 1919 emite sus votos perpetuos, y es ordenado sacedote en 1920. Ejerce su apostolado en las Escuelas de Reforma de la comunidad. Temperamento fogoso, alegre, dicharachero, optimista, siempre alegre. Predicador sencillo y atrayente, gran devoto de la Eucaristía, de la Sma. Virgen y de San Francisco. Humilde, sencillo y “muy valiente”.

Detenido el 28 o 29 de agosto de 1936 en la casa paterna, es recluído en la cárcel de La Torre, de su ciudad natal, y ejecutado en las primeras horas del 18 de septiembre, en la Fuente de la Mantellina.

Beato Vicente Gay Zarzo (Modesto Ma. de Torrent), Hermano coadjutor (1885-1936). Nacido en Torrent (Valencia) el 19 de enero de 1885, hijo de terciarios y terciario él mismo. Ingresa a la comunidad el 6 de enero de 1903. Aunque pidió ser aceptado al sacerdocio, pasó toda la vida como hermano coadjutor. Trabajó primero en el apostolado de reeducación, propio de la comunidad, alternando con el trabajo de albañilería, y luego en el convento de su ciudad natal, en la enseñanza de las primeras letras a los niños y la administración de la casa. Recto, sencillo, humilde, pobre y obediente, laborioso y servicial.

Detenido entre el 8 y el 10 de septiembre, recluído en La Torre, fue ejecutado con sus compañeros en las primeras horas del 18 de septiembre.

Beato Justo Lerma Martínez (Francisco Ma. de Torrent), hermano coadjutor (1886-1936). Nació en Torrent (Valencia) el 12 de noviembre de 1886. Sus padres eran terciarios franciscanos. Ingresa en la comunidad el 14 de abril de 1905. Ejerce su apostolado en el Real Monasterio del Yuste, Cáceres, cinco años, y después 25 en el Colegio Fundación Caldeiro, de Madrid. Poseía excepcionales dotes pedagógicas, que le merecieron repetidamente las felicitaciones de las autoridades civiles. Reflexivo, trabajador y metódico, de pocas palabras, constante y muy hábil maestro de escuela. De profunda oración, incansable trabajador, atento, sencillo y humilde, gozaba de gran paz interior.

Convertido en prisión el Colegio, se refugia en su casa paterna, donde es detenido y llevado a La Torre, y de allí al martirio, en las primeras horas del 18 de septiembre, con sus cohermanos compañeros de prisión.

Beato Salvador Ferrer Cardet (Laureano Ma. de Burriana).  (1884-1936). Nació en Burriana, Castellón, el 13 de octubre de 1884. Estudia en la escuela seráfica de los Terciarios Capuchinos. En 1900 emite sus votos y en 1907 es ordenado sacerdote en Turia. Ejerce su ministerio en el Real Monasterio del Yuste (Cáceres) y otras ciudades, generalmente como superior, y al mismo tiempo consejero general. Amable y bondadoso, delicado, atento con los pobres, enfermos y necesitados. Devoto de la Sma. Virgen y preocupado por la expansión del Instituto.

La guerra civil lo sorprende en Godella (Valencia). Se refugia en Torrent, en casa de Trinidad Moreno, y se dedica a la oración como preparación para el martirio. Allí es detenido con su hermano Benito, conducido a la cárcel del pueblo, y de allí, el 15 de septiembre en la noche, a La Masía de Calabarra, donde es asesinado.

Beato José Manuel Ferrer Jordá (Benito Ma. de Burriana) religioso coadjutor (1872-1936). Hermano de padre de Laureano, nacido en Burriana (Castellón), el 26 de noviembre de 1872. Ingresa en el Instituto el 21 de junio de 1890, en 1892 hace sus votos. Trabaja en reeducación en Madrid, Sevilla y Zaragoza. Desde 1932 trabaja en el Colegio Fundación Caldeiro, Madrid, donde lo sorprende la guerra civil.  Se dirige a su pueblo natal, y al no ser recibido, se refugia en Torrent, acogido con su hermano Laureano por Trinidad Navarro. El 14 de septiembre es detenido, y el 15 asesinado en La Masía de Calabarra de Turís (Valencia).

Religioso sencillo, austero, de pocas palabras y de mucha oración, devoto de la Eucaristía y de la Sma. Virgen, movía más con el testimonio de su vida que con la palabra.

Beato Pablo Martínez Robles (Bernardino Ma. de Andújar) religioso coadjutor (1879-1936). Nace en Andújar (Jaén), el 28 de enero de 1879. Habiendo ingresado entre los Ermitaños de Sierra Morena, al ver que no es esa su vocación ingresa en el Instituto y hace sus primeros votos en 1909 y los perpetuos en 1915.  Trabaja en varias escuelas de reeducación del instituto, y la guerra civil lo encuentra en Torrent, como sacristán. Tranquilo, acogedor, gracioso, fraterno. Hombre de oración, devoto de la Eucaristía, la Sma. Virgen y San Francisco.

Se refugia entre la población, pero es detenido el 13 de agosto de 1936, encarcelado en La Torre, y asesinado con el P. Laureano y su hermano Fray Benito en la Masía de Calasbarra de Turís (Valencia) la noche entre el 15 y el 16 de septiembre de 1936.

Beato José María Sanchis Mompó (Gabriel Ma. de Benifayó) Hermano coadjutor (1866-1936). Nace en Benifayó de Espioca, Valencia, el 8 de octubre de 1866, hijo de Gabriel y Vicenta. Aprende las primeras letras y carpintería en su pueblo natal, ejerce el oficio hasta que ingresa en el Instituto, en 1890 hace su primera profesión, en diversas casas de la Congregación ejerció el oficio de administrador sin dejar el de carpintero. Pasa sus últimos años en Godella,Valencia, como ayudante de adminsitración y carpintero. Afable, bondadoso y servicial, popular. Piadoso, humilde, alegre, trabajador, fraterno, respetuoso de sus cohermanos.

Al estallar la guerra civil, abandona el convento en busca de refugio, acogido por su sobrina Florencia Sanchis. Detenido el 14 de agosto es recluído en la cárcel del pueblo y asesinado en la madrugada del 16 de agosto, junto con cinco sacerdotes nativos del pueblo, en la partida de La Coma, junto a la Masía de Espioca, límites de Picassent, Valencia.

Beato José Llosá Balaguer religioso coadjutor (1901-1936). Nace en Benaguasil (Valencia), hijo de Antonio y Francisca. Estudia con los Terciarios Capuchinos. Ingresa al Instituto en 1917. Termina los estudios sacerdotales, pero no se considera digno de ordenarse. Tímido, muy bien dotado para la música y el canto. Muy bien preparado en lo cultural, moral y religioso. Sumamente cordial, entregado a su ministerio, amante de su tierra y de su familia.

Trabajó siempre en Madrid, en el Colegio Fundación Caldeiro. Al estallar la guerra civil, se refugia primero en Meliana, luego en su  pueblo natal, y finalmente en el barrio de Velluters, de Valencia. Detenido el 1 de octubre de 1936, la víspera del martirio, sabiendo que sería asesinado al día siguiente, se prepara con un sacerdote también prisionero, se confiesa, acepta el martirio y perdona a sus asesinos. El 7 de octubre fue ejecutado en los límites de su pueblo natal.

Beato Florentín Pérez Romero (1902-1936). Nació en Valdecuenca, el 14 de marzo de 1902, hijo de Francisco e Ignacia, al quedar huérfano de padre es internado en el Asilo de San Nicolás de Bari, regentado por los Terciarios Capuchinos. Ingresa en el Instituto en 1919 y en 1928 es ordenado sacerdote. Simpático, alegre, sin malicia, sencillo, piadoso, paciente, candoroso, muy devoto de la Santísima Virgen.

Trabaja primero en reeducación, luego en la escuela seráfica de la comunidad, después como profesor de música y educador de niños en el convento de Monte Sión. Estando en el noviciado de San José, en Godella, estalla la guerra civil. En una ocasión se salvó de la ejecución junto con otros compañeros, estando ya preparados.  Se refugió en Benaguasil, donde fue apresado y a los tres días, con Fray Urbano Gil, fueron sacrificados el 23 de agosto de 1936 en la salida de Pobla de Villabona.

Beato Urbano Gil Saes (1901-1936). Nació en Bronchales, Teruel, el 9 de marzo de 1901, hijo de Blas e Ignacia. Huérfano de padre, estudia con los Terciarios Capuchinos. Ingresa en el Instituto y emite sus votos en 1919. Trabaja en la Escuela de Reforma del Salvador, en Amurrio. Solamente en 1935 se le permite iniciar los estudios sacerdotales en Godella, Valencia, donde lo encuentra la guerra. Luego de muchos interrogatorios y simulaciones de fusilamientos, el 25 de julio de 1936 parte para Benaguasil con el P. Florentín Pérez, con quien comparte avatares, refugio y martirio el 23 de agosto de 1936, a la salida de Pobla de Villabona.

Religioso de una  alegría espontánea y sincera. Instruido, culto y servicial.

Beato Agustín Hurtado Soler (Domingo Ma. de Alboraya) Nacido el 28 de agosto de 1872 en Alboraya (Valencia), hijo de Vicente y Antonia. En 1889 ingresa en el Instituto, ordenado sacerdote en 1890. Alterna los estudios eclesiásticos y literarios con los de armonía y composición. Varias veces superior, consejero y secretario general. Poseía gran don de gentes y carisma especial para la reforma de la juventud extraviada. Compositor, magnífico orador, animador de la vida fraterna.

Al estallar la guerra civil está en la Escuela de Reforma de Santa Rita, Madrid. Se refugia en casa de un abogado amigo. Detenido  y llevado preso a Bellas Artes, el 15 de agosto fue asesinado cerca al parque del Retiro.

Beato José de Miguel Arahal (Bienvenido Ma. de Dos Hermanas) (1887-1936). Nacido en Dos Hermanas (Sevilla) el 17 de junio de 1887, hijo de Miguel y María. Ingresa en la Comunidad y el 15 de abril de 1905 hace sus votos. Ordenado sacerdote en 1920. Superior, maestro de novicios, consejero general, vicario general y de 1927 a 1932 superior general, y como tal impulsa la promoción vocacional y la apertura de la obra en latinoamérica. Sus devociones son Jesús Sacramentado, la Virgen de los Dolores, el Sdo. Corazón de Jesús y San Francisco. Recto y fuerte, exigente consigo mismo y con los demás, tenaz en sus propósitos, amante de la Congregación y de su obra de reeducación de menores, promotor de las vocaciones religiosas y sacerdotales.

Al estallar la persecución, es el último en abandonar la Escuela de Santa Rita, asaltada por los milicianos, quienes el 31 de julio lo obligan a retirar del Banco todos los fondos de la Escuela, se los arrebatan violentamente y luego lo asesinan en la Pradera de San Isidro.

Beato Manuel Legua Martí (León Ma. de Alacuás) (1875-1936). Nacido en Alacuás (Valencia) el 23 de abril de 1875. Hizo los votos en 1892, pero se retiró gravemente enfermo. Ingresó nuevamente y en 1904 hizo sus votos perpetuos. Ordenado sacerdote en junio de 1906. Ejerció con entrega fiel su ministerio de reeducación al igual que sus oficios dentro de la fraternidad, como vice-superior, superior y luego consejero general. Religioso muy espiritual, entregado a su ministerio de reeducador.

Asaltada la Escuela de Reforma Santa Rita, de Madrid, de la que él era director, los milicianos reunieron a todos los religiosos, quienes se dieron mutuamente la absolución y se prepararon para la muerte. Pero al ser liberados,  el P. León se refugió en casa de un alumno, de donde fue sacado violentamente, y asesinado junto con el padre del alumno, en la carretera de Madrid a Francia.

Beato Francisco Tomás Serer (1911-1936). Nacido en Alcalalí (Alicante), el 11 de octubre de 1911, hijo de Antonio y Dolores. Estudia con los Terciarios Capuchinos, hace  el noviciado, y emite sus primeros votos el 15 de septiembre de 1928, ordenado sacerdote el 24 de mayo de 1934. En el verano de 1935 hace un viaje de estudios por Bélgica y Francia, y luego comienza estudios de medicina en la Universidad central de Madrid. Durante la persecución se refugia en una casa de la capital, donde espera al superior, Fr. León; al no llegar éste, sale a buscarlo, y es asesinado. Su cadáver aparece al día siguiente junto a los muros del Reformatorio del Príncipe de Asturias, en Madrid.

Era un religioso muy amable, piadoso, inteligente. Muy prudente, de pocas palabras.

Beato Crescencio García Pobo (1903-1936). Nacido en Celadas (Teruel), hijo de Lorenzo y María. Al quedar huérfano de padre es internado en el Asilo de San Nicolás, de los Terciarios Capuchinos. Ingresa en la Congregación y hace sus primeros votos el 15 de septiembre de 1921, ordenado sacerdote el 16 de septiembre de 1928. De carácter alegre, extrovertido, pero sencillo, humilde, mortificado y buen religioso. Ordenado, metódico, se distinguió por su entrega generosa y sacrificada a su ministerio de reeducación.

Ejerce su ministerio en escuelas de reforma de la comunidad. La revolución lo encuentra en Madrid, en el Reformatorio del Príncipe. Se refugia en casa de Pilar Torres, y se hace pasar por estudiante de medicina. Detenido el 2 de agosto de 1936, es encarcelado, y al día siguiente asesinado.

Beato Timoteo Valero Pérez (1901-1936). Nace en Terriente (Teruel), hijo de Jorge y María. Ingresa a la comunidad en 1917. Ordenado sacerdote el 16 de septiembre de 1928. Ejerce su ministerio en la Casa Fundación Caldeiro, en Madrid y en la Escuela de Reforma Santa Rita, donde lo encuentra la persecución. Se refugió en casa de su hermano, donde fue detenido y encarcelado en la checa de Fomento, y asesinado el 17 de septiembre.  De carácter juvenil, alegre, jovial, bromista, de trato fácil para con los jóvenes y excelente músico.